Posteado por: Javier | marzo 26, 2012

Grecia-lucía

Señores, buenas tardes:

Hoy estoy muy enfadado.

¿La razón? Los resultados electorales en Andalucía.

No, ni soy fan del PP ni simpatizo con su candidato Javier Arenas. Es un fracasado y un perdedor. Siempre lo ha sido. Mi amigo Alfredo alguna vez ha dicho eso de Rajoy, quien ha perdido dos elecciones. Arenas ha perdido nada menos que cuatro y sigue presentándose una y otra vez. Si la clase política española es cutre y mediocre, la andaluza lo es elevado al cubo.

La cuestión es que en Andalucía no había alternativas. Frente al PSOE como señorito del cortijo andaluz desde hace tres décadas, el PSOE del nepotismo y la corrupción generalizada, del PER, de los EREs, de los fondos de reptiles, de la cocaína y de los puticlubs estaba… el PP de Arenas.

Nuestro amigo Pedro muchas veces ha comentado (y con mucha razón) sobre la corrupción pepera en la Comunidad Valenciana. Pues Andalucía es la Valencia sociata. Ni más ni menos. Qué pena de dos regiones con tanto potencial y recursos y, sin embargo, enfangadas en el clientelismo, la corrupción y la malversación de caudales públicos.

Ayer, ¡por fin!, Javier Arenas ya ganó las elecciones. Ya le valía. Eso sí, por los pelos y sin posibilidades de gobernar (ha sacado 50 escaños, por 47 del PSOE y 12 de IU). Con un PSOE putrefacto y asolado por la corrupción y ni por esas. Ha perdido por nueve escaños ante la que puede ser la izquierda más bochornosa, rancia y casposa de Europa (puede que solo la supere la griega).

¿Los motivos?

Pues, bueno, en primer lugar, una campaña de perfil no bajo, sino bajísimo, pretendiendo ganar solo por el hastío de los andaluces con el PSOE.

Seguramente, se olvidó de que aquí, para muchos, mientras les caigan unas miguitas de pan y unos huesecillos que roer desde arriba, poco importa que el mandamás viva a cuerpo de sultán. Normal, por otro lado: miren países donde la izquierda esté implantada hasta el tuétano, tipo Cuba o Venezuela. Sus sociedades civiles están casi completamente envilecidas.

Por cierto, ya que empieza dentro de poco la semana “santa” (no falta mucho para que volvamos a tener el bochornoso espectáculo de masas aclamando a ídolos de madera que son sacados de paseo por las calles, que tanto gusta por estos lares), tenemos el elemento del catolicismo, que aquí es el más cutre y fandanguero de España, con mucha diferencia (no hay más que ver las referidas “procesiones” o “romerías”, lo más similar a un “tablao”). Normalmente (Y HAY EXCEPCIONES, POR SUPUESTO QUE SÍ, eso lo reconozco), a más catolicismo más socialismo, más indolencia y más ganas de comer del erario público sin trabajar, en eso no le falta cierta razón al César “gordito” Vidal, guste o no guste reconocerlo. Claro, hay países y regiones en el mundo católicas, y muy ricas (Baviera, Bélgica, Austria,…). Toda regla tiene sus excepciones, es verdad. Por otra parte, y curiosamente, como Grecia, aquí estuvimos varios siglos bajo un soberano musulmán, aparte de la implantación del catolicismo y el judaísmo, de hecho, los más garbanceros por esta zona repiten mucho un mantra llamado la excelencia de “las tres culturas”, como algo sumamente positivo. Por supuesto, no es más que una gansada vacía de todo contenido.

Uno de los grandes errores de Arenas: negarse a ir a un debate en Canal Sur-bananero con José Antonio Griñán, el candidato socialista, y Diego Valderas, el candidato de IU. Vale que aquello iba a ser un tres contra uno: o sea, Griñán + Valderas + el “moderador” que pusiera Canal Sur-bananero, dando cera y caña sin remisión a Arenas, como si fuera un muñeco de pim, pam, pum. Pero, oiga, así es la vida. En política hay que acostumbrarse a los debates duros (y lamentablemente, en España lo que gusta a los políticos son las “entrevistas masaje”) y no ser un cagado. En caso contrario, ni te presentes. Posiblemente, Arenas perdió ahí buena parte de las elecciones, con esa imagen de “señorito andaluz” que no va a la tele porque “es que me van a dar caña y me van a tratar muuuuy maaaaal”. Porque, además, con toda la mierda que tiene el PSOE en Andalucía, pero ¿qué “munición” tenía Griñán, alguien quien debiera ser un cadáver político, contra Arenas?

Otro elemento que no debemos obviar: lo que hay en el campo andaluz, el gran bastión del socialismo y el comunismo. Las capitales de provincia y los pueblos grandes pueden no ser distintos a otros municipios de España, pero lo del campo es algo a analizar. Andalucía es una tierra con una larga y triste historia de caciquismo y autoritarismo en el medio rural. Hace bastantes décadas ya, no era raro que las masas de peones agrícolas se dirigieran a las casas de los grandes latifundistas, duques o marqueses, para pedir trabajo. Un trabajo que solía ser muy duro, de sol a sol y a cambio de unas pocas pesetas la jornada. Y eso es lo que había, lo tomaban o no. Y mejor que lo tomaran pues, de lo contrario, a ver qué daban de comer a sus familias. Esto no es nada de denuncia social ni tonterías de esas, pero hay que contextualizar las cosas, pues el PSOE lo único que ha hecho es tomar lo que le servía de ese sistema y adaptarlo para perpetuarse en el poder. En el campo hay muchos que, visto lo que ha sido la historia y el pasado, mientras tengan el PER o algún otro subsidio, la ayuda de algún familiar, más tres o cuatro chapuzas y trabajillos que hagan por aquí o por allá cobrando en negro, la cosa va bien. De hecho, lo más probable es que en realidad en Andalucía no haya tanto desempleo efectivo como cantan las estadísticas, se habría producido ya algún estallido social, sino muchísima economía sumergida. En todo este mundo no hay más que agitar el fantasma de “recortes” de ayudas y subsidios para espantar al más pintado. Y, claro, esa es otra: en Andalucía ni la derecha ni el PP han hecho nada, ni se han molestado en hacerlo, por desprenderse de esa imagen de “derechona rancia”, que no será culpa de muchos de los actuales miembros y votantes del PP, pero que persiste de épocas en que sí existía.

Algo importante a tener en cuenta pues sí, hay mucho paletismo y analfabetismo en Andalucía, no hay duda, puede que hasta un poco superior a la media de España; pero también, sobre todo en los medios más pro-peperos a nivel nacional se suelen decir muchas tonterías y con mucho desconocimiento, haciendo análisis basados en tópicos sobre situaciones que desconocen. Porque claro, todos los andaluces son “vagos” y “tontos”. Aplicando esos criterios, los valencianos ¿qué serían? ¿Más tontos aún por seguir dando mayoría absoluta tras mayoría absoluta al morito Camps? Vemos la tontería que sería decir eso de todos los valencianos.

En cualquier caso, eso sí es cierto, somos la Grecia de España y yendo a peor. A mucho peor, pues IU exigirá al PSOE prácticamente casi dejar a cero las depauperadas arcas de la comunidad, subiendo el gasto público hasta las nubes. Con la IU del ortodoxo Cayo Lara (“Osama Ben Llamazares” no era más que un zascandil del PSOE), por supuesto. No hay más que mirar sus “geniales” ideas para que el Estado cree empleo (¿desde cuándo el Estado es un generador de empleo y riqueza?) entre los años 2012-2015 (un plan trienal, no se sabe si por influencia de los Planes Quinquenales de la antigua URSS o algo así), que presentó en septiembre del año pasado: una inversión de 75.000 millones de euros, el 3,75% del PIB, nada menos, con la esperanza de crear tres millones de puestos de trabajo. Supuestamente en levantar aceras y volverlas a poner de nuevo, más o menos un “Plan E” pero a lo bestia: ahora levantar toda la región y volverla a colocar de nuevo. Por supuesto, con estos planes no solo no se reduciría el desempleo, sino que a lo que pasaríamos es posiblemente de cinco a siete u ocho millones de parados. O hasta nueve.

Y a eso vamos en Andalucía.

Anuncios

Responses

  1. Hola Javier,

    Gracias por la referencia. Bueno me cuesta poder analizar estas elecciones en clave andaluza pues no soy andaluz, pero creo que toda elección tiene un multicomponente y en esta creo que ha habido una parte de “clave nacional” que ha influido.

    En este contexto me parece que el fenómeno novedoso que se ha dado es que el electorado potencial del PP, por primera vez desde principios de los 90, ha comenzado a hacer aquello que hace frecuentemente el electorado del PSOE: Abstenerse.
    Creo que la política de Rajoy en esto ha pesado mucho y, sobre todo, sus tres principales engaños: El decir que no iba a abaratar el despido (que habrá alejado algo a aquel electorado que le votó pero que no era de derechas claramente), el haber subido los impuestos (algo que habrá desmotivado a su electorado sí claramente derechista) y el haber asumido una política frente a ETA muy similar a la del gobierno saliente o cualquier otro gobierno anterior, en contra de su discurso en la oposición (que habrá molestado a los más “ultras”).
    Esto ha llevado a mucha gente a abstenerse de votar PP cuando si lo hicieron en Noviembre. Normalmente las elecciones autonómicas tienen menores participaciones que las nacionales pero creo que aún así la participación ha sido bajísima. En este contexto el PSOE no tiene nada de lo que alegrarse, porque mantiene el poder pero sigue hundiendose irremediablemente.

    Analizar lo de IU es más complicado. Yo creo que esta fuerza es menos feroz de lo que se pinta y cuando han gobernado en algún sitio en coalición han sido bastante más “ortodoxos” de lo que se suponía, sin embargo sigo pensando que es una fuerza caducada. En un contexto de hundimiento del PSOE, IU está capitaliando muy mediocremente este voto, en Andalucía y sobre todo en Asturias. Ellos estarán contentísimos pero a mi me parece que un partido de izquierdas más moderno estaría rozando el 20% de los votos.
    Lo de UPyD también muy decepcionante. Su escaso crecimiento es un fracaso absoluto y muestra que algo falla gravemente en ese partido, algo que para mí es su líden nacional.

    No sé si compartirá este análisis en clave nacional. Creo que en parte es común con el caso asturiano.

    Saludos,

    P.D: Si hay una cosa que no le puedo pasar es que diga que Andalucía es la Grecia española. Perdona usted, la grecia española es la comunidad Valenciana que paraeso tenemos multitud de edificios tan grandes como las reliquias Griegas e igual de inservibles para algo más que su contemplación 😉

  2. Hola Pedro:

    Pues diría que se han unido factores nacionales y locales. Nacionales es verdad que han tenido su importancia pero creo que al final los locales han sido los que han decidido que el PP no consiga la mayoría suficiente.

    El caso es que han sido unas elecciones raras, con una participación bajísima, y una campaña electoral casi fantasmagórica, casi sin actos, casi sin propaganda y de perfil muy bajo: lo que quería, es verdad, el PP, pues el objetivo era que todo se moviera lo menos posible, suponiendo que la victoria iba a caer por su propio peso.

    Eso sí, la puntilla creo que ha sido la negativa del candidato del PP a ir a un debate con PSOE e IU, escudándose en el sectarismo de la televisión autonómica. Eso ha sido muy comentado por aquí y hasta muchos votantes del PP están muy enfadados con Arenas por eso, pues dio una imagen muy mala, casi de “señoritingo”. Y esas cosas son mortales en alguien que de por sí no es que caiga muy simpático ni a los votantes del PP siquiera. Daba la impresión de que esperaba que el ABC le hiciera la campaña, destapando escándalos del PSOE.

    En cualquier caso es un fracaso estrepitoso del PP, pues lo tenía “a huevo”, frente al peor candidato que haya presentado jamás en Andalucía el PSOE. Desde luego, es curioso que tanto que se habla de que en Andalucía gana el PSOE por el PER y otros subsidios que le aseguran un granero de votos… y ahora va y no consigue la mayoría absoluta el PP por absentismo de sus votantes, ha perdido nada menos que 200.000 con respecto a las elecciones de 2008, que las perdió.

    El PSOE desde luego que no tiene tampoco mucho que celebrar a nivel nacional, fundamentalmente, pues las elecciones lo único que han revelado es bastante hartazgo con los dos grandes partidos casi a partes iguales, y una enorme desidia, no que el PSOE esté repuntando de nuevo o remontando, como parecen dar a entender. De lo que se ha beneficiado IU, que, en fin, habrá que esperar acontecimientos, aunque, de todas formas, no creo que desde la UE se permitiera que una región arrastre a todo un país por las imposiciones de un partido que tiene solo el 11,34% de los votos. Espero equivocarme, pero viendo como se movieron cuando estuvieron en el Ayuntamiento de Sevilla (subvenciones a Cuba, Venezuela o Nicaragua, festivales para conmemorar el 50 aniversario de Fidel Castro, festivales musicales de pro-etarras, ayudas a drogatas para ir allí a agasajar a esos tiranos marrones o a inmigrantes bolivianos, en forma de autobús y bocadillos, para ir a un mitin en Madrid del cocalero Evo Inmorales), aprovechando que el PSOE tenía que tragar eso por narices pues la llave del gobierno la tenía IU, no es que sea muy halagüeño, para qué negarlo, que estos tipos controlen una parte importante del presupuesto no de una ciudad, sino de una comunidad entera.

    “P.D: Si hay una cosa que no le puedo pasar es que diga que Andalucía es la Grecia española. Perdona usted, la grecia española es la comunidad Valenciana que paraeso tenemos multitud de edificios tan grandes como las reliquias Griegas e igual de inservibles para algo más que su contemplación”

    jejeje, bueno, pero, mirándolo por el lado positivo, si se hace una buena campaña de marketing de esos edificios, a lo mejor hasta se pueden incentivar como destinos turísticos y como obras del arte postmoderno dignas de visitar, para los japoneses, sobre todo. O sea, que la lo mejor, hasta al final, son rentables.

  3. Hay que centrarse en esos casi quinientos mil “peperos” que, con respecto a las generales, se han ido de fin de semana y pasado de las autonómicas.

    Si tan solo doscientos mil hubieran decidido sacrificar el festejo y acudir a votar se habría ganado la mayoría “del tirón”.

    Por eso, sí puede ser muy interesante el averiguar si en verdad a estos se les puede calificar como “locos del Tea Party”, en el sentido de no interesarles y no sentir que va con ellos lo de las autonomías, en el sentido de estar muy cabreados por lo de las subidas del IRPF y del IBI ( en especial en barrios como el de Santa Cruz ), y en el sentido de estar muy moscas con lo que parece que puede estar pasando en relación a ETA.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: