Posteado por: Javier | septiembre 15, 2012

Conoce a los puritanos (II)

Segunda parte sobre el libro de Joel R. Beeke y Randall J. Pederson, publicada originalmente en la bitácora “El Progreso del Peregrino”.

———————————————————

EXTRACTO DEL PREFACIO DE “CONOCE A LOS PURITANOS” (2)

En este libro no solo hemos incluido los Puritanos que fueron rechazados de la Iglesia de Inglaterra por la Acta de Uniformidad en 1662, pero también los Puritanos en Inglaterra y Estados Unidos que desde el reinado de Elizabeth I hasta 1689 trabajaron para reformar y purificar la iglesia y guiar a la gente a vivir una vida santa de acuerdo a la doctrinas de la Reforma de la gracia.

J. I Packer resume este entendimiento del Puritanismo de esta manera:

“Puritanismo fue un movimiento de santidad evangélica buscando en implementar su visión de renovación espiritual, nacional y personal, en iglesia, el estado y en la casa; en la educación, el evangelismo, la economía; en el discipulado individual y devoción; en el cuidado pastoral y la competencia” ( Un Anglicano para recordar-William Perkins: Puritano Popular).

Peter Lewis correctamente señala que el Puritanismo creció de tres necesidades:

1. La necesidad de predicación Bíblica y la enseñanza una sana doctrina Reformada.

2. La necesidad de una piedad personal bíblica que enfatiza el trabajo del Espíritu Santo en la fe y la vida del creyente, y

3. La necesidad de restaurar la simplicidad bíblica en la liturgia, vestimenta y gobierno de Iglesia, para que una buena vida ordenada en la Iglesia promueva la adoración del Dios Trino prescrito en Su Palabra.

Doctrinalmente el Puritanismo fue una clase de Calvinismo vigoroso; lleno de experiencia, fue contagioso y calido; evangelísticamente, fue agresivo pero tierno; eclesiásticamente, fue teocéntrico y adorador; políticamente, apunto a ser escritural y balanceado, y guiado por la conciencia ante Dios en las relaciones del rey, Parlamento y sujetos.

El Puritanismo no fue un movimiento monolítico mas que los Reformadores o de cualquier otro grupo teológico de la historia.

Ellos también tenían diferencias, no solo eclesiásticas y políticas pero también teológicas. Hubo también entre ellos hombres que se llenaron de errores como Richard Baxter en la justificación y John Presont en la expiación. Sin embargo por la mayor parte hubo una unidad remarcable de pensamiento, convicción y experiencia entre los Puritanos.

Con la bendición del Espíritu, los escritos de los Puritanos pueden enriquecer tu vida como Cristiano en muchas formas mientras ellos abren las Escrituras y los aplican en forma practica a tu conciencia, redarguyéndote de tus pecados, guiándote al arrepentimiento y formando tu fe y conducta, dándote consuelo en Cristo y conformándote tu a Él y trayéndote a una complete aseguranza de salvación y a un estilo de vida de gratitud al Trino Dios por su gloriosa salvación.

He aquí seis características que permean la literatura Puritana y dan testimonio de su continua relevancia y poder:

1. Ellos formaron su vida por las Escrituras. Los puritanos amaron, vivieron y respiraron Escritura. Ellos se deleitaron en el poder del Espíritu Santo que acompaña la Palabra, ellos consideraron los 66 libros de la Biblia como la biblioteca del Espíritu Santo. Ellos miraron las Escrituras como Dios hablando a ellos como un Padre dándoles a ellos la verdad en la cual ellos podrían hasta la eternidad. Ellos miraron como un poder transformador para renovar sus mentes y vivir para Dios. Los puritanos investigaron, escucharon, y cantaron la Palabra de Dios con delicia y animaron a otros a hacer lo mismo. El Puritano Richard Greenham sugirió ocho formas de leer las Escrituras: Diligencia, sabiduría, preparación, meditación, conferencia, fe, practica y oración. Thomas Watson proveyó numerosas guías en como escuchar la palabra de Dios: ven a la Palabra con un apetito santo y un corazón enseñable siéntate bajo la palabra atentativamente y recíbelo con humildad, y mézclalo con fe. Luego retiene la palabra, ora en ella, practícalo y habla a otros acerca de ello. Los Puritanos llamaron a los creyentes a una vida centrada en Cristo en fe y practica. El “Directorio Cristiano” de Richard Baxter muestra como los Puritanos consideraron la Biblia como una guía confiable para toda la vida. Cada caso de conciencia fue sujeto a las directivas de la Escritura. Henry Smith dijo, “deberíamos de poner la Palabra de Dios siempre delante de nosotros como una regla, y creer en nada excepto lo que enseña, amar nada excepto lo que ella prescribe; odiar nada excepto lo que ello prohíbe; hacer nada excepto lo que ella enseña.”

Si usted lee los Puritanos regularmente, sus enfoque en las Escrituras es contagioso. Aunque sus comentarios en las Escrituras no son la ultima palabra en exegesis, los Puritanos enseñan como entregarse de todo corazón al mensaje bíblico.

2. Ellos conectaron doctrina con la practica. Los Puritanos entendieron la conexión de doctrina y practica dirigiéndose a la mente, confrontando la conciencia, y trabajando el corazón. Dirigiéndose a la mente, los Puritanos rechazaron poner el corazón y la mente en contra de uno del otro pero enseñaron que el conocimiento fue la tierra en donde el Espíritu planta la semilla de la regeneración. Ellos vieron la mente como el palacio de la fe. “En la conversión, la razón es elevada, “ escribió John Preston. Cotton Mather dijo, “la Ignorancia es la madre de la herejía y no de la devoción.” Los Puritanos entendieron que un Cristianismo sin mente genera un Cristianismo débil. Un evangelio anti-intelectual se convierte un evangelio vacío y sin forma que no va mas allá que de las necesidades palpables. Confrontando la conciencia. Los Puritanos eran expertos en especificar los pecados, luego preguntaban para que el cristiano tenga la convicción de esos pecados. Las lecturas devocionales deben ser confrontativas así como consoladoras. Experimentamos poco crecimiento si nuestras conciencias no son remordidas diariamente y dirigidas a Cristo. Ya que nosotros somos inclinados a desviarnos y no ser directos, necesitamos ayuda diaria para ser traídos al Dios viviente “desnudos y abiertos ante los ojos de aquel a quien tenemos que dar cuenta” ( Hebreos 4:13). En este punto ningún escritor nos puede ayudar mas que los Puritanos. Comprometer el corazón. Es raro hoy en día encontrar libros que alimenten la mente con sólida sustancia bíblica y mover el corazón con una afección amorosa. Ellos escribían por amor a la Palabra de Dios, amor por la Gloria de Dios, y amor por las almas de los lectores. Ellos pusieron a Cristo en todo su amor para que seamos motivados a anhelarle y conocerle mejor y vivir completos para El.

3. Ellos se enfocaron en Cristo. De acuerdo a Thomas Adams, “Cristo es la suma de toda la Biblia, profetizado, tipificado, prefigurado, exhibido, demostrado, para ser encontrado en cada pagina, casi en cada línea, las Escrituras. Así como dijo Isaac Ambrose, “Piensa en Cristo como la misma sustancia, el alma, la medula y el ámbito de toda la Escritura.” Los Puritanos amaron a Cristo y escribieron mucho acerca de su belleza. Desearías conocer mas a Cristo y amarle aun mucho mas? Sumérgete en la literatura Puritana, pide al Espíritu Santo que te santifique en un forma Cristocentrica. 

“MEET THE PURITANS” Beeke, J.R & Pederson R, J.

Anuncios

Responses

  1. Me encantó! quiero instruirme mas sobre esto y ver la mejor manera de llevarlo a la practica…


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: